Un hotel fabricado con un Boeing 727

Publicado el 30 November 2017
Archivado en con encanto, rural | Salir del comentario

Para los más osados, para aquellos que no se conformen con lo convencional y busquen algo más, un hotel de los más raros en nuestro planeta.  Opciones perfectas para unas vacaciones únicas y nuevas, como nunca antes las habías vivido.

Este hotel posee dos suites increíbles, que serían una fantasía para todo tipo de viajeros. Cuando nos acercamos al hotel vemos que estas dos suites de las que hablamos son parte del fuselaje de un avión, de hecho son conocidas como Fuselaje 727. Se encuentran suspendidas sobre un árbol y rodeadas de vegetación, además de estar decoradas por dentro con madera, lo que le aporta un sabor caribeño.

Pues bien fénix es la suite de hotel más exclusiva en toda Costa Rica. Han restaurado el fuselaje de un Boeing 727 de 1965, que en su vida anterior transportó trotamundos en South Africa Air y Avianca (Colombia). La suite está totalmente equipada, minuciosamente detallada, posee dos dormitorios. El fuselaje del Boeing 727 descansa en la selva y posee unas vistas panorámicas que le harán sentir como si estuviera volando.

El fuselaje se sacó del aeropuerto en San José. Transportaron cuidadosamente los cinco piezas en grandes camiones hasta las selvas de Manuel Antonio donde han sido resucitados en una suite de un hotel increíble. Un clásico avión, ubicado en el borde del Parque Nacional en nuestra zona de Costa Verde II, se alza sobre un pedestal de 50 metros de altura. A esta altura, se disfruta del océano, paisajes y vistas a la selva desde la terraza de madera dura construida sobre lo que era el ala derecha del avión.

Comentarios

No hay mas respuestas