Un Curioso Hotel en el Caribe Hondureño

Publicado el 25 August 2016
Archivado en con encanto, de playa, romantico | Salir del comentario

Dunbar Rock es un hotel en una hermosa isla rocosa rodeada de un mar paradisiaco y establecida geograficamente en Guanaja. Este rincón del Caribe hondureño es paraíso para los amantes del buceo,  donde poder observar  tiburones martillo, pecios y el arrecife coralino más grande del mundo.

Cristóbal Colón  la llamó “Isla de Pinos”. Hoy, todavía hay bosques de esta especia aquí, una de las tres que componen el archipiélago de las Islas de la Bahía, en el Caribe de Honduras. A pesar de todos sus encantos sin contar con la belleza de sus arrecifes coralinos la isla no figura en la mayoría de las guías turísticas de Honduras, algo que posiblemente ha contribuido a que la mayor parte de su territorio y de sus aguas sean hoy una reserva biológica, con una gran biodiversidad.

1208

Hay  saltos de agua, un paisaje montañoso cubierto de  pinares y numerosas orquídeas; y en el mar una gran variedad de fauna marina, un arrecife de ensueño y 15 cayos paradisíacos cubiertos de arena blanca y palmeras. Una de las atracciones favoritas es explorar cuevas volcánicas o naufragios de antiguos barcos.

Los peces tropicales, corales, rayas, tortugas marinas y  tiburones ballena abundan por doquier. El buceo en Guanaja es por este y otros motivos una de las actividades más buscadas, con sitios que incluyen arrecifes poco profundos, cañones, grietas e inmersiones en paredes que comienzan en los 6 metros y caen hasta cerca de los 1900 metros. Dunbar Rock, es un hotel hermoso, paraíso de tranquilidad y cuenta con un excelente servicio.. Tiene cuatro plantas, con ocho suites, cuenta con zonas comunes como bar en la azotea, bar interior, helipuerto privado, piscina y gimnasio cubierto, y una pequeña zona de playa.

Comentarios

No hay mas respuestas